Viajar a Marrakech en Ramadán: Lo bueno y lo malo

¿Te estás planteando viajar a Marrakech durante el Ramadán y te planteas si es la mejor idea visitar la ciudad en esa época? Tal vez te preguntes si vas a poder encontrar restaurantes abiertos, o si los horarios de los museos y palacios se verán afectados. Abajo te cuento un poco qué puedes esperar si viajas a Marruecos durante el Ramadán: por qué no debes preocuparte y alguna cosa a la que sí te recomiendo prestar atención.

¿Cómo es visitar Marrakech en Ramadán?

¿En Marrakech, los restaurantes cierran durante el Ramadán?

Vamos a despejar la incógnita que más preocupa a la mayoría de viajeros que planean visitar Marruecos durante el Ramadán. Aunque la gente local en su mayoría deba ayunar desde el amanecer hasta el atardecer, en los barrios turísticos de Marrakech (la Medina) no vas a tener problemas para encontrar puestos de comida y restaurantes abiertos.

Sin embargo, por respeto al lugar y su gente, pienso que los turistas deberíamos intentar no ir por la calle mostrando la comida, si me pongo en su situación no me haría ni pizca de gracia. Si vas a comer, limítate en la medida de lo posible a los restaurantes y las terrazas.

Comer durante el Ramadán
Viajar a Marrakech en Ramadán | Lo bueno y lo malo

¿Abren las atracciones turísticas durante el Ramadán?

La respuesta es . Los palacios, jardines, museos y demás lugares turísticos de Marrakech permanecen abiertos en esta época del año. En el peor de los casos, puede que reduzcan un poco los horarios de apertura y que los sitios abran más tarde o cierren antes. Pero no temas, tu curiosidad viajera quedará satisfecha.

Y si te lo preguntas, sí, los free tour por Marrakech también funcionan durante el Ramadán.

📌 Qué ver y hacer en Marrakech

🗺 Itinerario para 4 días en Marrakech

🌴 Lugares escondidos de Marrakech

¿Cómo son las celebraciones del Ramadán?

Viajar a Marrakech en Ramadán te permitirá conocer su cultura y religión más de cerca. Lo más curioso de ver son las celebraciones en la Plaza Jemaa El Fna al acabar el ayuno al atardecer.

Recuerdo ver desde la terraza del Café France cómo los puestos de comida de la plaza se preparaban para distribuir cantidades enormes de comida justo cuando se anunciaba el rezo del fin del ayuno. Aunque no todos se daban a la tentación inmediatamente, algunos iban directamente a rezar a una de las numerosas mezquitas de Marrakech.

El rezo del fin del ayuno es el más importante del día, y algo que cuidaban mucho era que los turistas no nos acercáramos a la Koutubia durante el mismo. Era impresionante observar cómo cientos de personas se dirigían a esta mezquita para la ceremonia, hasta habían habilitado una superficie enorme para dar cabida a todo el mundo. Los hombres iban a un lado de esa esplanada, y los muejeres al otro. Después del rezo, muchos iban a darlo todo en la plaza con música, hogueras y bailes.

Marruecos durante el Ramadán
No tengo fotos decentes de las celebraciones de Ramadán en Marrakech, estaba demasiado oscuro, así que dejo esta que también es bonita

OJO con esto si viajas a Marruecos durante el Ramadán

Hasta ahora en la entrada mi mensaje ha sido que visitar Marruecos en la época del Ramadán no tiene por qué impactar tu viaje de forma negativa, de hecho en muchos aspectos es interesante presenciar este aspecto de la cultura del país.

No obstante, tengo que hablar de un episodio que sí podría haber acabado muy mal. No sé si puedo generalizar este suceso, pero a mí me pasó y no me extrañaría que ocurra más a menudo.

La cosa es que reservamos una excursión de tres días al desierto de Merzouga, una de las excursiones desde Marrakech más solicitadas. Dicha excursión requiere muchas horas de carretera, especialmente el último día, en el que el conductor tuvo que hacerse 10 horas al volante bajo el sol y sin haber comido ni bebido nada desde el amanecer hasta el atardecer.

Para más inri, adivina qué región tocaba cruzar justo a la hora de la siesta: la cordillera del Atlas, por la típica carretera de montaña de sentido único con curvas cerradas y al borde del abismo (literalmente).

Una de las partes más light de la carretera

El resultado de todos esos factores no pudo ser otro que el conductor dando cabezazos al volante porque se estaba quedando dormido. Repito, en medio de un puerto de montaña con 12 vidas dependiendo de él. Fueron momentos muy tensos en los que toda la furgoneta pasó miedo. Le insistimos para que parara al menos a descansar, o para que el guía de la excursión llevara el vehículo un rato. En vano.

El silencio en la furgoneta era ensordecedor, y todo aguantábamos la respiración cada vez que notábamos que la furgoneta se desviaba un pelín de su camino. El guía parecía tranquilo.

Supongo que la empresa que organizaba la excursión les había dado indicaciones muy concretas y puede que les penalizaran por llegar tarde. Lo cierto es que lo pasamos fatal a la vuelta y esa experiencia en concreto NO la recomiendo durante el Ramadán. Puede que si haces una excursión privada donde solo vayas tú con tus acompañantes y el conductor sea más fácil convencerlos de que paren, lo desconozco.

Viajar a Marrakech en Ramadán
Marrakech en Ramadán | Lo bueno y lo malo

Entonces, ¿debería viajar a Marrakech en Ramadán?

En términos generales, no veo problema para visitar ciudades como Marrakech en Ramadán. En lo que a alojamiento, comida y visitas se refiere, no encontramos apenas obstáculos. Supongo que encontrar comida y acceder a los sitios debe ser más difícil en áreas más rurales.

Sin embargo, cuidado con las actividades con conductores locales incluidos, podrías vivir en primera persona algún episodio tenso como el mío.

💡 Aquí te dejo más consejos prácticos para viajar a Marrakech

Más en el blog sobre viajar a Marrakech

¿Te ha resultado útil este post? ¡Compártelo!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email
¡Suscríbete!

Deja una respuesta